Luego de 20 días de clausura, la CNRT reabrió el paso a nivel de Maquinista Savio

Había sido cerrado el pasado 4 de junio, por decisión de Trenes Argentinos, ante el incumplimiento de una intimación de 20 años por parte del municipio. Ahora, habrá personal de transito para control en el lugar y señalización sobre el cruce.

La Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) reabrió el paso a nivel ferroviario de la calle Dinamarca en la localidad de Maquinista Savio (Escobar), cerrado por el Gobierno Nacional desde el pasado 4 de junio. Tras el pedido hecho por la Municipalidad para que se revierta esta medida, las partes acordaron reabrir el paso y llevar el caso a la Secretaría Nacional de Gestión de Transporte para que tome un resolución definitiva.

En el marco de este acuerdo, el municipio se comprometió a proveer el personal de control de tránsito y acordar con la Sociedad Operadora Ferroviaria (SOFSE) un mecanismo idóneo de comunicación para que acudan a proteger el paso antes de la circulación del tren. Por su parte, SOFSE deberá imponer a todos los trenes una precaución para que no circulen a una velocidad superior a los 12 kilómetros por hora, con cartelería fija y una indicación expresa por escrita para los conductores.

“Una vez más, a través del diálogo, la elaboración de propuestas y la predisposición a trabajar en conjunto, el pueblo del partido de Escobar, a través de esta gestión municipal, dio vuelta una decisión tomada desde un escritorio por funcionarios que desconocen la realidad del territorio y la vida cotidiana de la gente”, enfatizó Sujarchuk.

El cruce ubicado en el kilómetro 48 del ramal que une Victoria con Capilla del Señor es una alternativa al paso a nivel de Ruta 26 y su clausura generó inconvenientes en la circulacióa los vecinos de los barrios Amancay y El Triángulo, de Maquinista Savio, y San Cayetano, de la localidad pilarense Lagomarsino.

El pasado 4 de junio, había sido clausurado por decisión de Trenes Argentinos Operaciones, ante lo que desde el ente comunicaron como un “incumplimiento de un acuerdo” del año 1999, en el que la gestión municipal de ese entonces, encabezada por Luis patti, se comprometía a hacer un puente o un túnel en el lugar, y que el paso pudiera ser habilitado “provisoriamente” (por dieciocho meses) hasta que eso se llevara adelante.

Luego de que pasaran 20 años, y diferentes gestiones, y las obras nunca se concretaran, desde Trenes Argentinos se enviaron diferentes notas, la última de ellas, a la gestión de Sujarchuk, en la que se explicaba la situación y se informaba de la clausura, que finalmente fue levantada, bajo el compromiso de mejorar las condiciones de seguridad vial y prevención del lugar, que hoy no cuenta siquiera con barreras, y de poder encontrar una solución de fondo al problema.