Durrieu recomienda al possismo que se tome en serio la violencia de género

| San Isidro | El miércoles se llevó a cabo la séptima sesión ordinaria del Honorable Concejo Deliberante de San Isidro; un pedido de informes sobre violencia de género fue el disparador para un intenso debate en el que se denunció la falta de voluntad política del gobierno municipal para abordar este flagelo (ver nota).


Marcela Durrieu, concejala del Frente Renovador, presentó en marzo de este año un proyecto de ordenanza para la creación del Programa Municipal Contra la Violencia de Género (ver nota) que ha chocado contra la resistencia del possismo a debatirlo. “Los casos de violencia de género han aumentado un 15% desde al año pasado y que sólo en la provincia de Buenos Aires se contabilizan más de 500 casos de homicidios ligados a este flagelo. Cada 30 horas muere una mujer a causa de la violencia de género. El Frente Renovador que ha tomado el problema de la violencia de género como uno de los temas centrales de sus políticas y que propone cosas concretas. Por ejemplo, que haya una fiscalía especializada, pero dotada de los recursos básicos para hacerse cargo de su función.  
Explica Durrieu que “El problema tiene unas características de cercanía, de urgencia, de seguimiento permanente que tiene que ver estrictamente con lo local y tienen que ser asumido como política municipal”, y agrega que  “la violencia de género es un problema grave de la sociedad argentina, que necesita un abordaje profesional, serio y sostenido que solamente puede brindar el estado. En cambio el municipio delega esa responsabilidad en un entramado de ONGs, a las que respeto y valoro por la tarea que realizan”.
Durante el debate (ver nota) se escucharon otras opiniones, es el caso del concejal Jorge Alvarez según quien para el possismo “también es una agenda prioritaria el combate a todo tipo de violencia y en particular la violencia ejercida sobre las mujeres”.
“Es muy curiosos que si les parece tan prioritario hayan usado la mayoría que tienen en las comisiones para no debatir ninguno de los 4 proyectos que hemos presentado contra la violencia de género”, denuncia Durrieu, y agrega, “son propuestas concretas, superadoras de lo que ha hecho hasta ahora el municipio, que se dedica a patear la pelota afuera”.

Durrieu dejó en claro que seguirá insistiendo con el tratamiento de sus propuestas: “Les recomendaría que lean los proyectos que presentamos y que tomen en serio la violencia de género, a menos que no les importe. En ese caso que lo digan, que admitan públicamente que no les interesa luchar contra la violencia de género”.