El Obispado de San Isidro emitió un comunicado tras la detención de una monja por un caso de abuso

Luego de la detención de Sor Mariana, integrante de la comunidad de las Hermanas Trinitarias, desde el Obispado sostuvieron que desde octubre del año pasado, cuando se conoció el primero de los casos, "se pidió a las autoridades de la Congregación iniciar la investigación canónica correspondiente".

comunidad hermanas trinitarias boulogne

Luego que en la mañana de este miércoles una monja perteneciente a la comunidad de Hermanas Trinitarias que funciona en la localidad de Boulogne fuera detenida en acusada de haber cometido una sucesión de abusos sexuales entre los años 2020 y 2021 contra niñas menores de edad, el Obispado de San Isidro emitió un comunicado.

“En el mes de octubre del año pasado, se toma conocimiento de un/a menor que denuncia en la Justicia un presunto abuso por parte de una Religiosa que vivía y trabajaba en el Hogar ‘Comunidad de Hermanas Trinitarias’, (perteneciente a la Congregación de las Hermanas Trinitarias), con sede en Boulogne”, explica el comunicado difundido por el Obispado y agrega que “en ese mismo momento se pidió a las autoridades de la Congregación iniciar la investigación canónica correspondiente”.

En ese sentido, señalaron que “al percibir una demora en el inicio de la actuación por parte de la mencionada Congregación, el Obispado decidió de oficio comenzar el proceso”.

Además, indicaron que “en el mes de abril del corriente año se efectúa en la Justicia una denuncia por parte de otro/a menor, a lo cual también se inicia el proceso canónico correspondiente. Asimismo, se exhortó a la Congregación a separar del Hogar a quienes fueron denunciadas mientras dure la investigación”.

“Tomando conocimiento de la detención de una de las hermanas denunciadas, el Obispado afirma la continuidad del proceso canónico y se pone a disposición de la Justicia, como así también, ofrece los organismos propios de Protección de Menores
para contener y acompañar a quienes se encuentren en grave situación de vulnerabilidad”, cerraron en el escrito.

De acuerdo a lo que indica el expediente judicial, la detenida, de 64 años de edad, está denunciada por “abuso sexual simple agravado por haber sido cometido por el culto religioso y por ser una persona encargada de la guarda de las menores, aprovechando su relación de autoridad y que la víctima no haya podido consentir libremente dicho accionar”.

SOS VECINO DE ZONA NORTE Y QUERÉS RECIBIR GRATIS LAS NOTICIAS DE TU BARRIO POR WHATSAPP – Acá dice cómo