Manifestación por femicidios en los barrios mas humildes de Tigre

Vecinos realizaron una manifestación en la tarde del domingo reclamado justicia. Vinculan los crímenes al narcotráfico.
Esta tarde, un grupo de vecinos realizaron una manifestación frente a la estación de trenes de Tigre reclamando justicia por el brutal asesinato de Tamara López, joven de 21 años del barrio Las Tunas de Pacheco, que fue violada y asesinada a golpes y cuyo cuerpo apareciera en el descampado del Frigorífico Rioplatense (sobre la ruta 9 en Pacheco) el último sábado.
Según expresaron los vecinos este asesinato se enmarca en una serie de crímenes de similares características que vienen sucediendo en los últimos 2 años en los barrios más humildes del distrito y donde las víctimas son principalmente mujeres pobres.
La manifestación se realizó sin banderas partidarias, con el único reclamo de justicia por las víctimas y  la exigencia del desmantelamiento de redes de trata y narcotráfico, que los vecinos vinculan directamente con estos crímenes, señalando complicidades de fuerzas policiales, fiscales, jueces y el poder político.
 
 
José Sayago vecino del barrio Las Tunas expresó su consternación por el asesinato de Tamara y señaló que este “no es un caso aislado” y denunció un número de 37 mujeres asesinadas en el distrito en los últimos 2 años con “un grado de investigación prácticamente nulo”.
Carlos Zerrizuela del Talar  es delgado del frigorífico donde apareció el cuerpo de Tamara y contó al Que Pasa que en el mismo lugar hace 6 meses violaron a una joven. El predio es un gran descampado, totalmente descuidado y que la inseguridad del lugar aumentó después de la realización de un canal alividiador para evitar inundaciones, porque dejaron los montículos de tierra, señaló Zerrizuela que agregó: “Los casos de inseguridad son muchísimos acá. Siempre ligados al narcotráfico y la trata. Este caso de Tamara está ligado a otros casos que sucedieron y que tiene detrás a un grupo narco del lugar que está en total connivencia con la policía”.
Eugenio Fernández, miembro de la comunidad Qom sufrió el asesinato de su hija y su nieta y los crímenes siguen impunes. En diálogo con Que Pasa expresó “Mi nieta, Micaela Fernández, fue asesinada el 17 de febrero del 2013 dentro de la casa de un narco, Cenizo, del barrio La Paloma. Cuando la madre, mi hija, fue hacer la denuncia a la comisaria 6ta de Talar, en lugar de tomársela, le pegaron. Y con el tiempo, nuestra familia fue amenazada y mi hija, Nancy apareció muerta, estrangulada en su casa, el 2 de mayo de 2014”.
Úrsula, vecina y docente de Tigre y amiga de la familia Fernández aclaró que “a nosotros no nos interesa la utilización política de esto. Esto no es contra Massa. Esto es demasiado grave para querer utilizarlo políticamente. La violencia de género, las redes de trata están en todo el país hace centena de años”.       
“Tigre no es mas ni menos seguro que otros lugares. Lo que si indigna es que se lo quiera vender como el paraíso de la seguridad cuando nosotros sufrimos todos los días estas cosas” expresó otro de los vecinos que formaron parte de la manifestación.



Notas Relacionadas:

Hallaron asesinada a golpes a una joven que era buscada en Pacheco