Incendiaron dos autos en las cercanías de la cancha de Tigre

Fue el lunes por la noche, mientras se disputaba el partido de Tigre frente a Estudiantes, en Victoria.

El lunes por la noche, luego de que culminara el partido de Tigre ante Estudiantes en Victoria, Alejandra y su familia salieron como cada vez que termina un encuentro, a buscar su auto en las inmediaciones del estadio, más precisamente en Guido Spano al 1200, donde lo habían dejado estacionado.

Sin embargo, al llegar allí los invadió la conmoción y la sorpresa por lo que estaban viendo: su Ford Fiesta incendiado, y los Bomberos Voluntarios de San Fernando y la Policía apagando el incendio de otro segundo coche.

“Fuimos a la cancha como siempre lo hacemos, y al salir nos encontramos con los bomberos que estaban apagando nuestro auto y otro que se encontraba a dos coches más adelante”, cuenta a Que Pasa Alejandra, vecina de San Isidro, quien se encontró con el hecho consumado cuando iba a regresar a su casa.

Según sostuvo una vecina, y de acuerdo a la denuncia hecha por la víctima en la Comisaría 3° de Victoria, dos sujetos en moto y encapuchados arrojaron un objeto contundente para romper el vidrio del auto e inmediatamente después tiraron una molotov en su interior. “Intentaron prender fuego otro en la calle Ambrosoni, pero no pudieron porque justo llegaba la dueña”, relata Alejandra.

En el lugar, además, encontraron un DNI de un joven de 19 años. “La policía ahora investiga si se le cayó a alguno de los que iba en la moto, o si lo plantaron ahí para inculpar a alguien”, cuenta a este medio la mujer damnificada.

“Yo veía que pasaba en Capital, a los Uber o a los remises, e incluso por alguna banda que hacía esas maldades, pero nunca me imaginé que nos podía pasar cerca de la cancha”, dice y agrega que “creo que esta situación responde a una interna entre barras, para hacer sentir quien domina el territorio, y es muy triste que nos hagamos estas cosas entre hinchas de Tigre”.

El otro auto, de marca Peugeot, pertenece a un hombre que también estaba en la cancha y no es vecino del barrio.

Ahora, Alejandra espera la pericia de los bomberos para poder continuar con la denuncia en el seguro. “La denuncia ya está hecha, pero el acta tarda 48 horas y sin eso, dicen que no pueden arrancar con el procedimiento para poder tomarnos la denuncia. Además nos pidieron un presupuesto por arreglos, cuando el auto está totalmente destruido”, cierra Alejandra.