Inquilinos de San Martin: “Está costando muchísimo que el sector inmobiliario cumpla con la ley”

Mariano Montenegro, integrante de la agrupación Inquilinos San Martín, dialogó con QUE PASA sobre la nueva Ley de Alquileres y la disposición de la AFIP que comenzó a funcionar esta semana para la los locadores deban inscribir el contrato de alquiler en el organismo.

Foto: archivo

Esta semana, la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) puso en funcionamiento la resolución que obliga a los locadores de inmuebles a registrar el contrato de alquiler en el organismo y que, a su vez, permite a los inquilinos hacer lo propio en caso de detectar un incumplimiento de este paso, necesario para, por ejemplo, poder deducir el costo del alquiler del impuesto a las ganancias.

En este marco, y a días de su implementación, Mariano Montenegro, integrante de Inquilinos San Martín, expresó en diálogo QUE PASA que “en principio está costando muchísimo que el sector inmobiliario se adecúe y cumpla con la ley. Se han encargado, sobre todo las inmobiliarias y todo el sistema de abogados y escribanos que trabajan alrededor de todo lo que tiene que ver con el sector inmobiliario, de buscar mecanismos para todo el tiempo anular la ley de alquileres”.

Montenegro, dijo en el programa emitido por FM Fénix que el sector “mantiene una actitud de bastante impunidad y muy reñida con la ley” y que “cuando hay una ley que beneficia al inquilino no la quieren cumplir”. Si bien expresó que los decretos y las leyes que emitieron el gobierno nacional y el Congreso de la Nación “no solucionan el problema de fondo” aseguró que “generan condiciones más justas a la hora de alquilar para todas las personas que representan un 25% de la población”.

“El inquilino está expuesto al capricho y la avaricia del sector inmobiliario”

“El inquilino no quiere alquilar una vivienda por un capricho, es porque no tiene una vivienda y es un derecho que el Estado debería garantizar y que afortunadamente está en camino a hacerlo. Queda totalmente expuesto a estas prácticas que además de ser ilegales son absolutamente antiéticas, inmorales. Es aprovecharse de una forma muy horrenda de las necesidades de la gente, una necesidad que no es una necesidad cualquiera. Hay un montón de personas que no tienen dónde vivir, que terminan viviendo en condiciones inhumanas, y que a lo mejor consiguen un manguito, una changa, un trabajo y pueden alquilar una piecita, un departamento, y queda totalmente expuesto a los caprichos y a la avaricia de un sector que al día de hoy ha contado con muy pocas leyes que lo regulen, y las que lo hacen son violadas”, manifestó Montenegro.

Entre estas irregularidades, Montenegro enumeró la firma de contratos fuera de plazo, el cobro de comisiones por parte de inmobiliarias que superan los límites establecidos por la provincia de Buenos Aires, pedidos de garantías en viviendas que por su valor fiscal no lo necesitan,

En relación al registro de los contratos de alquiler en la AFIP, sostuvo frente a la problemática del acceso a la vivienda “desde el sector de inquilinos planteamos que no puede haber una política de construcción de vivienda social seria si no cuenta el Estado con los recursos. Entonces partiendo desde esa base, nosotros estamos convencidos de que el sector inmobiliario tiene que empezar a tributar.”

“¿Cómo hay una actividad comercial que se lleva el 40% del sueldo de los inquilinos y no tributa? Es una locura sobre todo teniendo en cuenta que en Argentina hay un montón de esfuerzo del Estado de generar políticas habitacionales, planes de vivienda. Eso está buenísimo y se puede llegar a potenciar si se tiene más recursos: esos recursos tienen que salir del tributo de esa actividad”, definió Montenegro.

En ese sentido explicó que “antes también se podía registrar el contrato por AFIP, pero el problema es que en AFIP no estaban las resoluciones o mecanismos aceitados para que eso suceda. Para poder registrar un contrato en AFIP te volvías loco, era muy difícil y el que más fácilmente podía hacerlo era el propietario y eso obviamente no le convenía. Hoy por hoy lo puede hacer el inquilino y es mucho más sencillo porque la AFIP ha emitido las resoluciones correspondientes que habilitan a que eso pueda ser más accesible”. En esta línea, dijo que “es importante no solo para la gente que quizás paga ganancias, que eso es un porcentaje mayoritario pero elocuente, sino que es para pensar el todo de donde va a sacar recursos el Estado”.

Por último, se refirió a la posibilidad de que, debido a la medida tomada desde la AFIP, los sectores inmobiliarios aumenten los montos de los alquileres de los inmuebles o los saquen del mercado, perjudicando a los inquilinos a mediano o largo plazo. “Es una apreciación que está mal: si así fuera no existiría el comercio, el comercio está basado entre muchas otras cosas en el tributo”, dijo y añadió que “hay un montón de herramientas que puede llegar a implementar el Estado para que eso no suceda, como un impuesto extraordinario a los bienes inmuebles ociosos que no están ocupados y eso es muy fácil de generar”.

“Hay una realidad que es la ley de oferta y demanda. Hubo un montón de aumento de alquileres y cuando pasaron los meses esos alquileres empezaron a bajar. No hay un aumento de salarios que te permita cumplir con todos los caprichos de aumentos que te quiera poner el sector inmobiliario, entonces es una pelota que les rebota a ellos”, reflexionó y cerró: “Hay otros países de Europa donde el alquiler está más regularizado, se toma como una política pública más, hay secretarías especializadas, se toma como un sector que tiene que ser abordado por el Estado. En San Martín lamentablemente el Estado no ha regulado ni participado en la discusión vinculada a la regularización de los alquileres, pero esperamos que en breve eso empiece a cambiar y que el Estado municipal se comprometa mucho más en lo que tiene que ver con escuchar al sector de inquilinos, que no es un sector chico, en San Martín son 100 mil los que viven en viviendas alquiladas.”

Para contactarse con Inquilinos San Martín, pueden ingresar a su página de Facebook (INGRESAR ACÁ)

LA ENTREVISTA COMPLETA ACÁ: