Organizaciones sociales se movilizaron al Anses en San Isidro y Vicente López

Piden el aumento de los planes de empleo después de la fuerte devaluación.

Esta mañana, organizaciones sociales de la región norte, marcharon a las dependencias de Anses en San Isidro y Munro. En el primer caso, se dirigieron desde la calle Tomkison y Centenario hasta la sede del Anses en San Isidro (Centenario al 800), exigiendo el aumento de los planes sociales, dado el contexto inflacionario. En el segundo, la marcha fue hacia la sede ubicada en Gervasio Méndez 3175. La protesta se dio en el marco de una jornada nacional que impulsaron los movimientos sociales, bajo el lema Basta de Hambre, Fuera FMI.

“Vinimos al Anses las organizaciones populares a exigir al gobierno que se haga cargo de la situación social y económica catastrófica en la que nos metieron, y que día a día profundizan con este modelo económico y político está agotado, no se aguanta mas. No queremos un estallido, no queremos más pibes asesinados en saqueos y para eso exigimos que den respuesta a la situación de hambre que están atravesando nuestros barrios y familias”, dijo Sebastián Díaz, de la CTEP San Isidro.

Junto a la CTEP y Barrios de Pie, participaron referentes del MTE San Isidro como Marcos Del Pino. El pedido concreto fue el aumento de los programas de empleo a $10.000, el salario mínimo vital y móvil a $20.000, el aumento del 100% de la Asignación Universal por Hijo (AUH), un aumento de emergencia para los jubilados y pensionados y que no se bajen a los beneficiarios y beneficiarias del programa Haciendo Futuro.

Por otra parte, en Vicente López quien dio su palabra a Que Pasa fue Nicolás Fergero, referente de CTEP en el distrito. “Vemos el caos que están produciendo las políticas económicas del gobierno y el impacto que la tremenda devaluación va a provocar en los precios de la canasta básica y de las tarifas en los próximos días. Por eso estamos en estado de alerta”, señaló y cerró: “El plan de lucha sigue el 12 de septiembre con ollas populares en todo el país, para visibilizar el problema de los merenderos colapsados y volver a pedir la ley de emergencia alimentaria”.