Storani denuncia que recursos judiciales evitan que la causa por la muerte de su hijo en el delta vaya a juicio

El 31 de marzo de 2016, Manuel Storani, de 14 años e hijo del dirigente radical, viajaba junto a su mamá y otras cuatro personas en una lancha que cerca de las 23 fue violentamente embestida por otra embarcación conducida por Pablo Torres Lacal.

storani video

El dirigente radical Federico Storani denunció que sucesivos recursos de la defensa impiden que vaya a juicio oral el imputado por la muerte de su hijo Manuel, de su expareja María de los Ángeles Bruzzone y una tercera persona que fallecieron cuando la lancha que éste conducía fue embestida por otra embarcación en el río Luján en marzo de 2016.

La causa en la que está imputado Pablo Torres Lacal por “triple homicidio con dolo eventual” fue elevada a juicio en junio de 2019 por la justicia de primera instancia de Tigre. “A Manuel no me lo devuelve nadie, nosotros hemos muerto en parte con su pérdida, pero al menos buscamos mitigar el dolor haciendo justicia y que se tome como ejemplo para que se corrijan estas conductas tan irresponsables”, aseguró el ex ministro del Interior en diálogo con Télam.

El 31 de marzo de 2016, Manuel Storani, de 14 años, viajaba junto a su mamá y otras cuatro personas en una lancha que cerca de las 23 fue violentamente embestida por otra embarcación conducida por Torres Lacal, “que venía a velocidad máxima y haciendo zigzag”, aseguró el dirigente radical.

Como consecuencia del choque, murieron Francisco Gotti, que viajaba en la lancha conducida por Torres Lacal; Bruzzone, mientras era trasladada al centro de salud de la zona, y Manuel, cuyo cuerpo fue encontrado en el Río Lujan tres días después.

“Fue tan violento el impacto que la lancha en la que viajaba Manuel quedó partida a la mitad y la lancha que la embistió llegó a tierra, subió y continuó adelante unos cincuenta metros”, apuntó Storani y remarcó que estos detalles “no son suposiciones; se desprenden de la reconstrucción de los hechos y de las pericias”.

De la investigación judicial también se desprende que al momento del impacto la visibilidad era prácticamente nula y, considerando las pericias realizadas sobre el trayecto y velocidad más los testimonios de los testigos, a Torres Lacal se le imputó un “triple homicidio con dolo eventual”.

El abogado de la familia, Carlos Acosta, aseguró a Télam que la defensa del imputado “utiliza vías procesales de hecho para evitar el juicio oral” mediante recursos, el último de ellos presentado ante la Corte Suprema de Justicia de Nación (CSJN).

En este sentido, detalló que la causa fue elevada a juicio en junio 2019, pero la defensa “apeló a la Cámara de San Isidro, que confirmó la resolución del juez de primera instancia de Tigre, y ante esta decisión introdujo un recurso de Casación que la Cámara denegó por no encontrar motivos para otorgarlo; pero entonces fueron en queja a Casación, que también lo rechazó”, contó Acosta.

Tras esa decisión, la defensa “fue nuevamente en queja a la Suprema Corte bonaerense que también rechazó el pedido y ahora presentaron un recurso federal ante la CSJN, también en queja”, añadió.

“Hay dos sentencias que confirman la situación procesal de imputación a Torres Lacal y tres quejas de la defensa que mantienen la causa inactiva desde el año 2019”, resumió el abogado y remarcó que “la queja ante la Corte puede tardar meses o años” y que puede ocurrir que “después quieran presentar algo ante la Corte Interamericana”.

Acosta dijo que los cargos contra el imputado “son muy serios”, que las pruebas “son contundentes” y sostuvo que la defensa “busca evitar el juicio oral para esperar que la causa prescriba”.

La familia de Manuel Storani difundió en las últimas horas un video en el que se los ve usando una remera negra con la leyenda “Justicia para Manu”, en donde cada uno le dedica unas palabras al adolescente y reitera el pedido de justicia.

“Manu te hablo a vos, hace cinco años que te arrebataron de nosotros, del mundo. En este tiempo hemos dicho todas las palabras, pero llegamos a comprobar que el vocabulario es finito, lo que es infinito es la pena, el dolor y la tristeza”, dijo en el video su padre.

“También es infinita la búsqueda, el clamor y la lucha por la justicia, no vamos a desfallecer hasta que el triple homicida, Pablo Torres Lacal, (…) pague sus culpas y sus responsabilidades. En algún momento tu luz llegará y será la luz de la justicia”, cerró.