El HCD de San Fernando aprobó el presupuesto 2016

A dos semanas de elegir intendente, San Fernando ya aprobó el presupuesto para el año entrante. Desde la oposición salieron al cruce definiéndolo como un hecho insólito por su carácter extemporal y por los posibles aumentos que pronostican. 

 

En la décima segunda sesión ordinaria el Honorable Concejo Deliberante de San Fernando aprobó por mayoría (11 votos contra 9) el proyecto de ordenanza del presupuesto 2016 estimado en  $1.593 millones de pesos. Tema que derivó en una sesión polémica, dada la cercanía a una elección y lo que, a consideración de la oposición, es una imposibilidad de debatirlo con profundidad. Según la legislación, los municipios puede presentar el presupuesto hasta el 31 de octubre, con la posibilidad de una prórroga de 30 días.

El concejal oficialista, Pablo Peredo, expuso los primeros argumentos para su aprobación: “Consideramos que desde el departamento Ejecutivo se ha realizado una excelente evaluación de lo que viene en el año 2016, en el cual el universo económico no está claro. Es un presupuesto fuerte que plantea un desafío doble a tener en cuenta todo lo que ha crecido San Fernando en estos últimos años, lo que se ha volcado en obra pública, en mantener todo eso y en seguir creciendo. Es un presupuesto que en un contexto económico incierto ha tomado los recaudos suficientes con $1.593 millones de pesos, fortaleciendo cada vez más la autonomía”.

Al cruce salió el edil, Jorge Penzotti, del bloque Por siempre Perón: “Esto es inédito, sin saber si van a ganar las elecciones los concejales del Frente Renovador ya están aprobando el presupuesto 2016. Nunca ha sucedido una cosa como esta en San Fernando y nosotros no compartimos que se esté tratando en este momento, no comprendo el apuro de los concejales oficialistas más teniendo en cuenta que en dos semanas tendremos una elección”.

Desde el bloque PJ-FPV, Diego Herrera, expresó que “hay una visión optimista por parte del oficialismo con un aumento importante de la recaudación porque de no ser así, debería haber un aumento de tasas y tendríamos que votar la ordenanza fiscal e impositiva, que es lo que históricamente se hizo en este cuerpo legislativo. Hubo un apuro por presentarlo que no se condice con la necesidad, porque estamos hablando de cómo se va a manejar el municipio en el 2016, por eso ratifico el voto que el expediente quede en comisión para ser estudiado con mayor detenimiento”.

En tanto que Peredo aclaró: “No sean tan frágiles de memoria aquellos que han votado presupuestos mandados por otros gobiernos distintos a los que lo habían ejecutado. En 2011 una gestión que ya había perdido mandó el presupuesto con un 7% de incremento de sueldo y 10% de incremento en los gastos, para un año 2012 donde hubo una inflación impresionante, poniendo un palo en la rueda a la próxima gestión. Ahora estamos hablando de un gobierno que está en una lista y que salió primero”.

Por su parte, el concejal Fernando Coronel se evocó a la precisión numérica: “Hay cuestiones que son de sentido común, estamos hablando de un presupuesto siete veces mayor desde que asumió esta gestión hace cuatro años. Argumentan que este presupuesto se solventa con el dinero de los vecinos de San Fernando. Es decir, que todo este aumento del 700% lo pagan nuestros vecinos, y lo plantean como un logro”.

“Estaríamos hablando de un incremento un poco más de $400 millones de pesos de 2015 a 2016. Se presupone sin que la Provincia haya aprobado su presupuesto 2016. En el tema de publicidad se va a pasar de 373 mil pesos a 1 millón, esta plata sale de los comerciantes. Por otro lado, el municipio cree que va a recibir de Nación por el financiamiento educativo unos 30 millones, cuando este año recibió 17 millones. Es clara la ley orgánica cuando dice que no se puede votar un presupuesto que está desfinanciado, y acá se está votando un presupuesto donde la financiación no está clara absolutamente para nadie. Tendríamos que discutir primero la política fiscal impositiva para luego tratar el presupuesto, y no al revés”, remarcó Coronel.

En tanto que advirtió que “violaron la ley de contabilidad y no participó el contador municipal en el proyecto de cálculo de recursos. Es una obligación legal porque es la garantía que tenemos los concejales de que el cálculo de recursos se hizo con criterio técnico apropiado. Hay que respetar la institucionalidad”.

Desde el PRO, Alex Campbell, criticó que “el aumento del presupuesto ha superado el incremento que se vio entre 2014 y 2015, incide de forma directa en el bolsillo de los contribuyentes. Estamos bajando el presupuesto para este año de 300 mil pesos a 285 mil pesos para el área de adicciones. La educación, la cultura y la contención social que también es una prioridad de los vecinos de San Fernando, está bajando un 8%. También estamos bajando el presupuesto en seguridad para el próximo año,por eso queremos seguir debatiéndolo. El intendente tiene que tener un presupuesto adecuado a las necesidades de los vecinos, me parece que estamos pifiando el eje”.

La edil Corina Ramírez apoyó el presupuesto con una mirada de futuro: “Para aquellos que nunca tuvieron proyección de ciudad en infraestructura, contención justicia social, equipamiento, mantenimiento, no pueden pensar cómo un presupuesto se puede aumentar siete veces más. Es un presupuesto que el vecino lo va a ver reflejado en la obra pública”.

Desde el FPV, Marcela Ventura, le respondió: “Considero que proyección de ciudad es un espacio que está vinculado al resto del país, San Fernando no es una república. Celebro la creación del hospital municipal pero quisiera saber si hay presupuesto para médicos porque los centros de salud actuales están carentes de profesionales. Siento que los concejales caminamos por San Fernandos diferentes”.

Consultado por este medio, el presidente del Concejo Deliberante, Santiago Aparicio, también dió su opinión sobre el proyecto desechando la idea de un aumento de tasas programado: “Es un presupuesto que está acorde a los tiempos como lo pide la Ley Orgánica de las municipalidades, incluye la nueva infraestructura, el hospital municipal, los polideportivos, los nuevos túneles que tenemos adjudicados, guarderías y centros de integración. Esto no implica que pensemos que ya ganamos una elección. Tenemos más de 200 millones de pesos en plazo fijo y eso va a engrosar el presupuesto en caso de que lo necesitemos. Chicanear con el aumento de tasa no tiene sentido, las tasas van a aumentar lo mismo que aumente la inflación”.

El proyecto se aprobó por 11 votos del Frente Renovador contra 9, entre los que se encuentran: Alex Campbell, Juan Carlos Biscay, Osvaldo Amieiro, Marcela Ventura, Fernando Coronel, Diego Herrera, Jorge Penzotti, Soledad Estanciero e Ítalo Montanaro.