Se abrió el nuevo parque público en el frente de la Quinta de Olivos

El Paseo de la República abarca más de 14.500 metros cuadrados, y cuenta con estaciones temáticas para recorrer los símbolos nacionales. Será abierto al público en horarios diurnos.

A partir de este jueves 7 de diciembre, los vecinos de Vicente López y los visitantes que estén de paso por el distrito podrán disfrutar de un nuevo parque público en el frente de la residencia presidencial de Olivos. El Paseo de la República abrirá al público de martes a domingo de 10 a 18 horas, y permanecerá cerrado tanto los lunes como los días de lluvia. Tendrá tres ingresos peatonales: uno ubicado en en Villate y avenida Maipú, otro en Malaver y Maipú y el tercero sobre la calle Malaver.

El nuevo parque tiene como objetivo no solo brindar un nuevo lugar para los vecinos al aire libre, sino también “ser concebido como un espacio de diálogo y aprendizaje para descubrir nuestro país, conocer nuestros emblemas y fortalecer nuestros valores democráticos”.

Por este motivo, a lo largo y a lo ancho del lugar se encuentran emplazadas 6 paradas temáticas, que buscan la revalorización de los símbolos patrios: la Consitución, el Escudo, el Himno Nacional, la Bandera, el Sol de Mayo, y el Territorio Nacional.

Para la realización del parque, se derribaron casi 300 metros de muro de 2,8 metros de altura que separaban el interior de la Residencia Presidencial de la vía pública, sobre la avenida Maipú, entre Malaver y Villate. Actualmente, en lugar del muro, una nueva reja recorre el ancho total del predio.

En carpeta, queda aún otra remodelación para la Quinta Presidencial: correr el paredón lindero a las vías del Mitre, para hacer la continuación de la calle Azcuénaga, que se corta en la quinta.

La historia del predio

El predio que hoy ocupa la Quinta Presidencial perteneció a Miguel de Azcuénaga, vocal de la 1° Junta de 1810. En 1913 Carlos Villate Olaguer Azcuénaga lo cedió para ser utilizado como residencia presidencial, donación que fue aceptada por Hipólito Yrigoyen en 1919.

Inicialmente se la utilizó como colonia de vacaciones infantiles y como casa veraniega de los presidentes, y a partir de 1955 pasó a ser la residencia permanente de los presidentes.

[vc_gallery type=”flexslider_slide” interval=”5″ images=”48260,48259,48257,48256,48255″ img_size=”1040×780″]