Tigre perdió con Riestra y cerró una primera fase para el olvido

El Matador lo ganaba 1-0 pero Riestra se lo termino dando vuelta en el segundo tiempo y le dio otro duro golpe.

Tigre Riestra

Tigre cerraba la primera fase de la Primera Nacional ante Riestra, en un partido que por los puntos no importaba demasiado, ya que los dos equipos estaban condenados a jugar el Reducido, pero que podía servir como inyección anímica para el Matador. Ni para eso le sirvió. El local lo ganaba con gol de Magnín pero se fue quedando y Riestra, que no había ganado en todo el semestre, lo dio vuelta 2 a 1.

El Matador se encontró con un gol de la nada, casi desde el vestuario como se suele decir. Apenas iban dos minutos de juego, Protti trepó por izquierda, tiró el centro y Magnín se la durmió al arquero Vega, de floja respuesta, para poner el 1-0. Uno creía que el gol tempranero iba a servir de empuje anímico para ir a buscar más, pero con el correr del tiempo, Tigre se fue quedando cada vez más.

En el primer tiempo, Riestra no tuvo su mejor performance, salía a presionar de a uno en salida y dejaba enormes huecos a espaldas de los volantes. Tigre insinuó en algunas ocasiones, con corridas de Becker o alguna avivada de Magnín, pero estuvo muy impreciso. Riestra, con pocas ideas, pisaba el área del local y empezó a leer lo que pedía partido.

Para el complemento, el Búfalo Szeszurak, DT de Riestra, metió tres cambios y empezó a ganarle el mediocampo a un Tigre completamente deslucido y hasta desganado por momentos. A los 21′ llegó la igualdad del visitante: córner desde la derecha y Lombardi ganó de cabeza casi en el área chica. Un gol casi idéntico al que Defensores le había hecho a Tigre dos fechas atrás.

A partir de ahí, el partido fue todo del conjunto del Bajo Flores. Tigre se nubló por completo y cayó en la desesperación de tirar centros al área a ver si alguien conectaba algun cabezazo. Cachete Morales entró de manera extremadamente floja y perdió muchas pelotas que derivaron en ataques del visitante. Por si fuera poco, Riestra, que ya había tenido dos mano a manos desperdiciados, lo dio vuelta a los 34′ con un derechazo de Agudelo que se colgó del ángulo.

Y ahí se terminó el partido. Ni los que ingresaron ni los que ya estaban en la cancha pudieron cambiar la imagen de un equipo apático y sin ideas que termina cerrando una primera fase para el olvido. El Matador terminó 4to, con ocho puntos, y ahora esperará a ver que rival le toca en el Reducido (termina la fecha mañana y ahí se va a saber).

Por lo pronto, la situación del equipo es preocupante. El DT parece no encontrar ni el rumbo ni el esquema que encaje con estos jugadores, y los propios jugadores tampoco están rindiendo a la altura de las expectativas. ¿Resultado? Un combo casi letal que vislumbra un futuro complicado en el Reducido, porque si bien Tigre depende de si mismo para ascender, el equipo no da respuestas y la ilusión de los hinchas de volver a Primera es cada vez más lejana.

FICHA DEL PARTIDO

Tigre (1): Gonzalo Marinelli; Martín Galmarini, Facundo Giacopuzzi, Néstor Moiraghi, Sebastián Prieto; Gabriel Compagnucci, Sebastián Prédiger, Cristian Zabala, Diego Becker; Ijiel Protti y Pablo Magnín.

Riestra (2): Matías Vega; Leonel Serna, Daniel Silvani, Alberto Martínez, Gastón Lombardi; Maximiliano Brito, Jonathan Goitia, José Ramírez, Nazareno Dragi; Wilson Chimeli y Javier Rossi.

Goles: 1′ PT Magnín (T); 21′ ST LomaBardi (R); 34′ ST Agudelo (R)

Amonestados: 17′ PT Prédiger (T).

Expulsados: no hubo.