Galmarini: “Posse utiliza su banda de matones y delincuentes para amedrentar”

Un comunicado del Frente Renovador informa que el último jueves, alrededor de las 14.30 horas, siete hombres, dos de ellos armados, robaron en Avenida Santa Fe y Perú, en la rotonda de Acassuso, los banners del Frente Renovador (FR) y le pegaron un culatazo a la altura del ojo derecho al joven que los estaba cuidando.

 

“Me preocupa el nivel de violencia política que estamos sufriendo los militantes de Sergio Massa en San Isidro. Espero que el Intendente se solidarice y garantice la seguridad de todos los vecinos”, manifestó el senador Sebastián Galmarini, quien viene denunciando a Gustavo Posse por persecución política y desacato a las dos Resoluciones del Juzgado Federal Electoral,  a cargo de Laureano Durán, que impide continuar con los secuestros de material de campaña del FR.

El hecho fue denunciado en la Comisaría Nro. 2 de Martínez y el médico legista constató las lesiones. Además, también se presentó una exposición en la Fiscalía de Delitos Complejos de San Isidro, para adjuntar esta denuncia a la causa iniciada por abuso de autoridad donde se encuentra imputado el Intendente Gustavo Posse.

El comunicado del massismo relata que a plena luz del día y en una zona muy transitada de San Isidro, un camión color blanco, tipo furgón, patente IQE 469, se detuvo a la altura de la rotonda de Acassuso y entre 6 y 7 personas descendieron para robar los ocho carteles de campaña de la candidata a Intendente Marcela Durrieu y el candidato presidencial Sergio Massa que estaban colocados en el lugar. Matías Lezcano, quien estaba cuidando los banners,  solicitó que no le saquen los carteles y advirtió que había otros dos hombres, vestidos de traje, y cuando uno de ellos exhibe el arma, se acercó para defender la cartelería. En ese momento, lo rodearon, advirtió que las personas armadas eran dos, y recibió un golpe en el ojo derecho, que fue realizado con la culata de una pistola.

“Hago responsable al Intendente Posse por el aumento de la violencia en la campaña electoral de San Isidro. Le solicitamos al Fiscal que pida el secuestro de las imágenes que seguramente registraron todos los hechos. Confiamos en que van a aportar toda la información para esclarecer lo que sucedió”, manifestó Galmarini. Y agregó: “Tal vez tenga un gesto de madurez democrática. Los últimos tres días, Posse volvió a secuestrar nuestra cartelería de campaña, no los devuelve y sigue desobedeciendo el fallo de la Justicia Federal Electoral, que ya estableció que el municipio no tiene competencia para retener ningún elemento de propaganda política”.

Ante el incumplimiento de la medida del Juzgado Federal con competencia electoral, el Juez Laureano Durán dispuso en un fallo con fecha del 8 de octubre que “el municipio deberá dar inmediato cumplimiento a la devolución del material” que pertenece a la agrupación política Una Nueva Alternativa y “abstenerse de disponer cualquier medida que implique negar o impedir el derecho de efectuar publicidad proselitista”.

 

El senador opinó: “Es una locura lo que está pasando en San Isidro. No sólo se usan a los empleados y recursos del municipio para dejarnos sin campaña, sino que además, Posse nos manda su patota de matones y delincuentes para asustarnos con armas”.