Esa estrella esquiva: Tigre, a 90 minutos del primer título de su historia

Las cuatro veces que el Matador estuvo cerca de ser campeón. A un gol, a un partido, o incluso a una decisión institucional de coronarse. El repaso de Sólo Tigre de esa historia.

escudo-tigre

No hay dudas de que los últimos doce años de Tigre en Primera División fueron los años dorados del Matador en su historia. No sólo por la regularidad en la máxima categoría del fútbol argentino, sino porque varias veces tuvo la posibilidad de coronarse campeón de un torneo, tanto nacional como internacional. Y a pesar de que la estrella no apareció en el escudo, esos torneos son parte de nuestra historia. Por lo que en Solo Tigre, los repasamos:

Apertura 2007

Tigre venía en ascenso meteórico. Luego del Bicampeonato en la B Metro 04/05 y apenas dos temporadas en la B Nacional, el equipo de Victoria volvía a Primera luego de 27 años de ausencia. Y lo haría con todo, porque el equipo de Diego Cagna fue la sensación de ese torneo con triunfos históricos ante River, Racing y Boca de local o empates con Vélez y San Lorenzo de visitante.

La disputa del torneo fue un mano a mano con el Lanús de Cabrero, que lograría el primer titulo local de su historia. Las derrotas ante el Granate en La Fortaleza o ante Argentinos (dirigido por Pipo) en La Paternal, terminaron de pinchar la ilusión que no empañó la histórica campaña que se hizo en el retorno a Primera. Las figuras de ese equipo fueron Islas, Blengio, Galmarini, Castaño, Roman Martinez, Ayala y Lazzaro, y el Matador finalizó con 34 puntos en 19 juegos, a cuatro del líder.

Apertura 2008

Con el subcampeonato de 2007, parecía que Tigre había alcanzado su techo futbolístico, pero en este torneo el Matador iba a hacer una verdadera revolución. Con Martín Morel como máxima figura y el regreso goleador del Chino Luna, más los aportes de Islas, Blengio, Castaño, Arruabarrena y Lazzaro, Tigre logró nuevamente resultados históricos como los triunfos ante San Lorenzo y Boca de visitante (con quienes definiría el torneo), River e Independiente de local, el empate ante Racing en Avellaneda o la remontada épica ante Central en Arroyito (de 0-2 a 3-2).

Tigre finalizó primero junto a Boca y San Lorenzo con 39 puntos en 19 fechas y, a pesar de que el Matador había vencido a ambos en el torneo, el titulo se definió con un triangular. Tigre perdió ante San Lorenzo 1-2 y le ganó a Boca 1-0 en Racing, resultado que le dio el titulo al Xeneize. Un gol más en ese partido hubiera consagrado al Matador. Sí, sólo un gol de distancia hubo en esta oportunidad.

Clausura 2012

Las malas campañas posteriores al 2008 obligaron a Tigre a realizar en la temporada 11/12 una temporada de campeón para salvarse. La situación era tan límite que una temporada de 60 puntos no garantizaba la salvación. Pero Tigre lo hizo. En el Clausura 2012, uno de los mejores planteles del Matador que se recuerden, dirigido por el Vasco Arruabarrena logró lo que parecía imposible.

Javi Garcia, Echeverría, Orban, Galmarini, Castaño, Román Martinez, Leone, Cachete Morales, Luna (goleador del torneo) y Maggiolo fueron los pilares de una hazaña que incluyó triunfos ante Boca, San Lorenzo (duelo clave por la permanencia), Vélez, Newell’s y Lanús y el definitorio empate ante Independiente que, si bien permitió que Arsenal lograra su primer titulo, a Tigre le alcanzó para mantener la categoría. El Matador cosechó 36 puntos, a dos del campeón y se mantuvo invicto en las ultimas 10 fechas.

Copa Sudamericana 2012

El subcampeonato en el Clausura, habilitó a los de Victoria para jugar la Copa Sudamericana en el semestre siguiente. Si bien en el torneo local las cosas iban mal (Tigre finalizaría anteúltimo con apenas un triunfo), en el plano internacional se vería la mejor versión del equipo.

Tigre nunca había pasado la fase inicial de la competición (en el 2008 había caído ante San Lorenzo en la primera ronda), por lo que el triunfo en la serie ante Argentinos (2-1 y 4-1) le permitió disputar su primer partido oficial fuera de Argentina. Luego de la derrota 2 a 0 ante de Deportivo Quito como visitante, Rodolfo Arruabarrena dejaría el cargo de DT y lo reemplazaría Pipo Gorosito. En su debut, Tigre logró remontar la serie triunfando 4 a 0 en Victoria. Luego, pasarían Cerro Porteño (0-1 y 4-2 -gol agónico de Donatti-) y Millonarios (0-0 y 1-1 -Tigre pasó por el gol de visitante-) para acceder a la primer final continental de la historia. Las figuras de ese equipo eran Donatti, Echeverria, Orban, Galmarini, Gastón Díaz, Leone, Ruben Botta y Maggiolo.

La final ante San Pablo es historia conocida. En la ida en La Bombonera empataron 0 a 0, pero en el Morumbí sucedió la vergüenza. Con el marcador 2 a 0 a favor del conjunto brasileño, en el entretiempo se sucedieron hechos de violencia con la policía local que agredió a los jugadores Tigrenses.

El conjunto de Pipo Gorosito no salió a disputar el segundo tiempo e inmediatamente sin investigación ni postergación del encuentro, la CONMEBOL decidió darle el titulo a San Pablo.

Ahora, han pasado años, mucha agua bajo el puente, pero vuelve a ser Pipo Gorosito quien encabeza el intento de la primera coronación para el club de Victoria. Faltan 90 minutos, y hay un plantel que quiere y puede hacer realidad el sueño de esa estrella esquiva.