Francisco: Si una persona es gay, ¿quién soy yo para criticarlo?

En el vuelo a Roma, el Papa cuestionó el “lobby gay” pero evitó juzgar a los homosexuales. Descartó una visita a la Argentina a corto plazo.


Papa Francisco (Jorge Bergoglio)


El papa Francisco condenó este lunes el llamado “lobby gay” del Vaticano durante una conferencia de prensa improvisada celebrada a bordo del avión que lo conducía de Brasil a Italia.
Recalcó que no pretende “juzgar” a los homosexuales. 
“Si una persona es gay y busca al Señor y tiene buena voluntad, ¿quién soy yo para criticarlo? El catecismo de la Iglesia católica lo explica de forma muy linda esto. Dice que no se deben marginar a estas personas por eso. Hay que integrarlas en la sociedad”, declaró Francisco ante más de 70 periodistas.
“El problema no es tener esta tendencia. Debemos ser hermanos. El problema es hacer un lobby”, sostuvo.

Cambio de actitud
El presidente de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), César Cigliutti, dijo que nota “un cambio de actitud” del papa Francisco respecto de los homosexuales, pero aclaró que el lobby “no es bueno ni malo, lo hace también la Iglesia vaticana” 
“Hay un cambio en la actitud que nos parece que hay que seguir profundizando”, expresó en declaraciones a DyN el presidente de la CHA respecto de las declaraciones del Papa, quien había manifestado no juzgar a los homosexuales al afirmar que “el problema no es tener esa tendencia, sino constituir un lobby”.


Podes leer el artículo de Mariano Carou “Evangelio y diversidad sexual